Alopecia fibrosante en mujeres, pérdida de cabello frontal

Muchas veces las mujeres ni siquiera se dan cuenta de ello ya que la pérdida de pelo suele darse en hombres. Sin embargo, estos síntomas no son sólo del sexo masculino. Cada día es más común encontrar mujeres con síntomas evidentes de caída del cabello y un retroceso de la línea frontal. Esto es lo que se viene a llamar alopecia fibrosante.

¿Qué es alopecia fibrosante?

AFF es un tipo de alopecia cicatricial que afecta a mujeres de edad avanzada. Se caracteriza por tener un patrón de caída que va desde la frente hacia atrás de la cabeza, recorriendo ambos lados del cuero cabelludo por igual. Es una enfermedad progresiva que si no se detiene puede llegar a provocar la pérdida casi total del pelo de la cabeza.

Generalmente, empieza lentamente y se acelera con el tiempo. Sus síntomas pueden hacer que la mujer afectada por esta patología pierda gran parte de su cabello. Las cejas también se ven afectadas con disminución del grosor de los pelos y en estados avanzados ocasionar la desaparición de vello corporal.

alopecia fibrosanteA diferencia de otros tipos de alopecias, la alopecia fibrosante tiene orígenes inmunológicos, o eso se piensa en la actualidad. Las principales características de la alopecia frontal fibrosante es que ataca a los folículos pilosos causando inflamación y posterior caída del cabello. Como consecuencia de que las células de los folículos son dañadas una vez que el pelo cae no vuelve a nacer. Visualmente, se pueden observar zonas cicatrizadas, con una tonalidad algo más pálida que el resto del cuero cabelludo sano. En ocasiones aparece un enrojecimiento causado por la inflamación.

AFF en ocasiones no se distingue de alopecia androgénica femenina o alopecia por tracción. Generalmente en sus inicios. Aunque es una alopecia cicatricial tiene síntomas y consecuencias diferentes de foliculitis y lupus eritematoso. Son estos motivos los que indican la conveniencia de acudir siempre a un dermatólogo o clínica capilar para realizar un diagnóstico con cualquier tipo de alopecia.

Quién puede padecer alopecia fibrosante

Muchas veces es conocida como alopecia en la menopausia ya que afecta a mujeres postmenopáusicas y mayores de 40 años en la mayoría de los casos. En los hombres se han reportado algunas incidencias pero son aislados. Además también han sido detectados en mujeres menores de cuarenta años.

Debido a que muchos de los casos de mujeres con alopecia frontal fibrosante son dados después de la menopausia, los científicos apuntan a un origen hormonal como desencadenante de la enfermedad. También hay posibilidades de que factores medioambientales sean los que desestabilicen las hormonas femeninas.

Cómo actuar cuando hay síntomas de alopecia frontal fibrosante

El dermatólo, generalmente realiza un diagnóstico a través de la franja con pérdida de cabello a lo largo de toda la frente. En ella hay cicatrices blanquecinas o pálidas, y son los signos evidentes de la cicatrización de los folículos pilosos. En un estudio más detallado se observa inflamación del folículo y a veces un color o tanalidad roja debido a la acumulación de sangre e infección. A pesar de la pericia del médico, muchas veces es recomendable realizar un hemograma que dará unos resultados mucho más completos y exactos de la enfermedad.

Algunos esteroides orales o antipalúdicos funcionan bien en personas con AFF aunque tienen efectos secundarios severos tales como insomnio, depresión, etc. Otras terapias hormonales no demuestran que sean capaces de frenar la alopecia fibrosante.

Todos los tratamientos tienen que ir enfocados en mejorar la inflamación del folículo piloso. Para ello lo más conveniente es tratar de encontrar las causas. Las personas que ya tienen abundantes cicatrices pueden beneficiarse de un injerto de pelo que describimos en la siguiente sección.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *